Poemas de Calles para un pez luna

calles

Carta flotante n.º 1

 Gotas lentas, sordas lentas,

quietas gotas, golpes raros

de tu nombre en mi tejado.

 

Tu mirada en cada esquina.

Un arder de callejones

es mi cama. Raros golpes.

 

Quietas gotas en mi boca,

gotas lentas. Si te llamo

una trampa es el pasado.

 

La mirada es sorda y lenta.

Cuánto fuiste. Te he perdido.

Yo soy mi peor castigo.

 

Carta flotante n.º 2

 Como fueron las alas del amor,

alas que, por la luz de nuestros ojos,

oscuras alas fueron de mis noches,

como fueron las alas del amor

no habrá otro vuelo.

 

Viejo es el hangar, hierro son las alas

y es rara la presencia de las cosas.

 

Como fueron las alas del amor

crecerán las distancias, las calles caminadas.

 

La vida era sin ti

sombra bajo la sombra

bajo la sombra.

 

Si miras a la altura gira el mundo.

Si miras al abismo no hay un eje.

Confines de tus ojos mi pasado.

Como fueron las alas del amor.

 

Carta flotante n.º 3

 Yo me bañaría

de nuevo en aquella

aurora en el mar

tu risa temblando

de frío tus ojos

donde el pez más vivo

destelló tan suave

tu cuerpo en las olas

un baile de anémonas

y no como entonces

ahora buceo

y toco un fantasma

de ti

 

hoy desde los años

venideros miro

pero aquella aurora

quién abrió la puerta

y ya se ha escapado

 

hoy desde los años

venideros miro

lunas que serían

lápidas de ti

 

y toco un fantasma

de mí.

Los comentarios están cerrados.